El nuevo MAMBA. El viejo museo que reformula la escena museográfica actual

Por Martina Szajowicz

En el mes de julio fue la reapertura del MAMBA. Con una nueva circulación, más cantidad de obras en exhibición y la mayor amplitud del espacio es el claro ejemplo de modernización que se está dando en la escena museográfica porteña.

El nuevo museo, porque así debería ser considerado, le permite al visitante una mayor claridad en la visualización de las obras y de los recorridos a realizar. Si bien en la actualidad la muestra “Historia de dos mundos” realizada en conjunto por el MAMBA y el Museum für Moderne Kunst Frankfurt am Main (MMK) ocupa todo el nuevo espacio de exhibición, ya podemos dilucidar de qué se trata este espacio. Considerarlo nuevo viene de la mano de que no sólo se modificó espacialmente, sino que también el modo de presentar las obras viró: ejes temáticos acompañan nuestro recorrido a lo largo de todas las salas. Por ejemplo, se inicia con el arte abstracto en sus diferentes modos de representación pasando por el arte destructivo de la escena nacional como internacional, hasta llegar a un sector dedicado al mobiliario; hacen que notemos que este museo es diferente al anterior. Si tuviéramos que describirlo de modo breve, podríamos pensar en actualizado y reformulado; toman modos de aproximación a las salas que se pueden ver en algunos museos de Buenos Aires pero mayormente en la escena internacional, como el MoMA.

39080779_2185031211709746_483749493762686976_n

Asimismo, hay que destacar la importancia que le coloca el museo a los espacios de transición. Sabemos que la escalera principal se lleva siempre todas las miradas por su carácter escultórico, sin embargo, las escaleras adyacentes, negras y que realizan un juego de vaivén, roban las miradas. Además, la colocación de obras en los pasillos que nos llevan de sala en sala; por un lado nos guía pero por otro hace que nos sintamos completamente absorbidos por la exhibición.

Ir al MAMBA sigue siendo una experiencia asombrosa, sin embargo, ahora mucho más ampliada y significativa, donde se sigue dando el choque ecléctico entre la fachada de fábrica tabacalera con su interior completamente nuevo. No obstante, ese es el choque que le da la riqueza, lo viejo y lo  moderno conviven para permitirnos una nueva lectura del MAMBA.

39038125_851020708429294_831162887165706240_n.jpg

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s